Guía práctica para ahorrar en la cena de Navidad

Se acercan las fiestas de Navidad y con ellas las comidas y cenas en las que nos reunimos con familia y amigos. Son fechas especiales en las que nos podemos permitir gastar un poco más de lo habitual, pero incluso así, siempre hay que intentar ahorrar.

Por eso te dejamos algunos trucos para que estas fiestas te salgan un poco más baratas.

Escoge un Menú acorde con el presupuesto

EEs muy habitual que en estas fechas os juntéis un grupo bastante numeroso de gente. A veces, es complicado que todos quepáis en una casa o resulta un gasto elevado para el anfitrión.

Una buena opción es buscar un restaurante para que todos disfrutéis de la velada. Ahora bien, tened en cuenta que cenar o comer fuera es un arma de doble filo. Por un lado, tienes la ventaja de no tener que cocinar ni estar pendiente de los invitados pero, por otro lado, deberás tener en cuenta el presupuesto. Aquí tienes algunas ideas celebrar cenas de Navidad de empresa o con amigos.

Hay muchos restaurantes que ofrecen menús cerrados para estas fechas. Estableced un presupuesto máximo por persona y buscad un lugar que ofrezca un buen menú por ese precio. De esta forma, no habrá ningún “susto” cuando llegue la cuenta y podréis dividir pagos cómodamente.

Cena de Navidad, en casa sabe mejor

Si por el contrario eres una persona casera y tradicional, que no concibe la Navidad fuera de casa, presta atención.

Organizar las cenas y comidas de esta época de año en casa, puede ser más barato que un restaurante si te organizas bien. No es necesario hacer la gran mariscada o gastarse un dineral en el famoso capón asado. Establece un menú que se adecue a tu bolsillo, en base al número de personas que vayas a invitar.

Te invitamos a revisar ricas recetas navideñas para dejar a tus invitados maravillados. Lo más importante de todo esto es que gastarás menos dinero y, al final, en esta época del año lo importante son los momentos compartidos en familia o con amigos, y no tanto la comida.

Aprovecha la ocasión

Si os reunís en casa, lo más importante es que planees la velada con tiempo. De esta forma podrás ahorrarte dinero a la hora de adquirir los alimentos.

En primer lugar, nuestro consejo es que busques un menú con el que quedes bien. Una vez tengas claro qué vais a comer lo importante es ver a qué precio está en el mercado. Te proponemos que dediques un poco de tiempo a comparar precios y te decidas por aquellas opciones que mejor representen la fórmula mágica de calidad-precio. Si compras con tiempo, te evitarás las temidas subidas de precio que ocurren una semana antes de Navidad. Te recomendamos que tengas en cuenta cuáles son los supermercados más económicos porque puede ayudarte a la hora de hacer tus grandes compras navideñas.

Una vez tengas la mayor parte del menú comprado, debes saber que en el último momento, los precios de algunos alimentos bajan. Si el producto no se ha vendido antes de navidad, es posible que, antes de desecharlo, bajen su precio. En este sentido, nuestro consejo es que te des una vuelta el mismo día por la mañana. No para comprar lo importante, pero es posible que puedas comprar algún entrante a precio de ganga.

Comparte gastos entre invitados

Hoy en día es muy habitual que se compartan los gastos de las actividades que realizamos. ¿Por qué no iba a ocurrir lo mismo con una cena de Navidad? Una opción es dividir el precio de los alimentos entre los asistentes pero, en realidad, lo que te proponemos es otra cosa.

Si vais a ser unos cuantos en casa y ya ves que el gasto se te va a ir de las manos, reparte tareas. Puedes proponer a cada invitado que se encargue de alguna parte del menú. Por ejemplo, uno se puede encargar del vino de la cena, otro del postre, del aperitivo o hasta de algunos entrantes si lo crees oportuno. De esta forma, conseguirás reducir notablemente el coste de la cena. No solo eso, sino que además no tendrás tanto trabajo y dispondrás de más tiempo para dedicarle a los tuyos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.